Ruido

El ruido es una sensación auditiva inarticulada generalmente desagradable. En el medio ambiente, se define como todo lo molesto para el oído o, más exactamente, como todo sonido no deseado.

Desde ese punto de vista, la más excelsa música puede ser calificada como ruido por aquella persona que en cierto momento no desee oírla.

“El ruido es una sensación auditiva inarticulada generalmente desagradable”

En el ámbito de la comunicación sonora, se define como ruido ‘todo sonido no deseado que interfiere en la comunicación entre las personas o en sus actividades’.

Ruido

El ruido del tráfico, la industria y el ocio

El ruido que generan el tráfico, la industria y las actividades recreativas  y de ocio es un problema que preocupa cada vez más.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que el 40% de la población de la Unión Europea está expuesta al ruido del tráfico por carretera en niveles superiores a 55 decibelios (dB); el 20% se expone a niveles superiores a 65 dB durante el día y más del 30% se expone a niveles superiores a 55 dB por la noche.

Hay que tener en cuenta que la OMS recomienda que, para que el sueño sea reparador, el ruido continuo de fondo debe mantenerse por debajo de los 30 dB y los ruidos aislados no deben superar los 40 dB fuera de los dormitorios. También advierte que el ruido no debe superar los 35 dB en las aulas para garantizar las condiciones de enseñanza y aprendizaje.

Viñeta concienciación de Idígoras y Pachi sobre el ruido, especial para conRderuido.com

Problemas para la salud por exposición al ruido

AECOR, asociación española para la calidad acústica, advierte con datos de la OMS lo que sucede si se superan los índices legalmente establecidos. La exposición a largo plazo a estos niveles puede provocar alteraciones diversas:

  • Aumento de la presión arterial
  • Ataques cardiacos
  • En el oído (vértigo, pérdida de equilibrio, etc.)
  • Fisiológicas (aparato circulatorio, digestivo, respiratorio y endocrino)
  • Psicopatológicas (del sueño, de memoria, etc.)

Ruido y Salud - Quirónsalud

La exposición a sonidos elevados en lugares de ocio (bares, discotecas, conciertos, eventos deportivos, etc.) es cada vez mayor. En el Campeonato del Mundo de Fórmula 1, es habitual ver a los más pequeños con auriculares protectores del ruido provocado por los monoplazas. La recientemente creada Fórmula E, en la que los coches son alimentados con energía eléctrica, evita el problema acústico.

También es habitual ver a los comentaristas de televisión tener que esperar para hablar cuando las Motos GP pasan delante de su posición. Pero más allá de estos ejemplos, lo importante es resaltar que el ruido puede provocar problemas de salud graves, como pérdidas auditivas irreversibles.

La OMS calcula que 1.100 millones de jóvenes de todo el mundo podrían estar en riesgo de sufrir pérdida de audición debido a prácticas perjudiciales. Más de 43 millones de personas de entre 12 y 35 años padecen una pérdida auditiva.

De los adolescentes y jóvenes comprendidos entre esas edades, en países desarrollados, casi el 50% están expuestos a niveles de ruido perjudiciales por el uso de dispositivos de audio personales (reproductores MP3 y smartphones). Alrededor del 40% están expuestos a niveles de ruido nocivos en clubes, discotecas y bares.

Viñeta sobre el ruido de Idigoras y Pachi

España y el ruido

En España, un 20% de la población, más de 9 millones de personas, conviven con niveles de ruido que sobrepasan los niveles considerados adecuados para la salud humana.

Casi 20 millones de españoles podrían estar sometidos a indices de ruido que, aunque menores, pueden causar molestias en la salud ante una larga exposición temporal (Estudio Ruido y Salud, 2012)

Según este estudio, en zonas ruidosas, por cada decibelio que supera el umbral de los 65 dB aumentan los ingresos hospitalarios un 5,3%, debido a tratamientos por causas cardiovasculares.

A partir de estos niveles de ruido, nuestro organismo responde activando las respuestas hormonales nerviosas y provocando un aumento de la tensión arterial, la frecuencia cardiaca, la vasoconstricción y la sangre se vuelve más espesa.

También provoca cambios en el sistema endrocrino y nervioso que afectan al sistema circulatorio y constituyen factores de riesgo de enfermedades cardiovasculares. Además, por cada 10 dB que se incrementa el nivel de ruido por encima de los límites recomendados las posibilidades de sufrir un ictus crecen un 14% en mayores de 65 años.

Viñeta sobre el ruido de Idígoras y Pachi

conRderuido.com

No hacen falta muchos datos más para presentar conRderuido.com, información para decidir, un espacio digital que nace para dar voz a la necesidad de prevenir y buscar soluciones al ruido.

Desde los aspectos jurídicos, hasta los relativos a la salud, pasando por la investigación y hasta la convivencia, este exclusivo portal ofrece información profesional (abogados, psicólogos, ingenieros, periodistas, especialistas en comunicación, dibujantes, escritores, etc.)

Con esta información, los ciudadanos pueden acortar los tiempos de conocimiento de la problemática sobre el ruido y tomar las decisiones apropiadas y más efectivas.

conRderuido.com es un punto de encuentro de personas, instituciones, administraciones y empresas, que proponen una nueva forma de afrontar los problemas reales de la sociedad actual. Si tienes información sobre ruido puedes ponerte en contacto con nosotros a través del correo electrónico info@conRderuido.com.

Bienvenidos a conRderuido.com, bienvenidos a la alta fidelidad, y recordad la frase de Miles Davis,

“El silencio es el ruido más fuerte, quizá el más fuerte de todos los ruidos”

Recibe todas las novedades de Con R de Ruido suscribiéndote al boletín de noticias